Condiciones descabelladas de EU hacen difícil modernizar el TLCAN: Leycegui

0
13


Susana González, Julio Reyna y agencias

 

Periódico La Jornada
Martes 10 de octubre de 2017, p. 21

Las condiciones descabelladas que plantea Estados Unidos en la renegociación del Tratado de Libre Comercio de América del Norte (TLCAN), que resultan inaceptables para México y Canadá, hacen muy difícil la modernización del acuerdo, aseveró Beatriz Leycegui, ex subsecretaria de Comercio Exterior de la Secretaría de Economía (SE) y ahora consultora privada en negociaciones internacionales.

Realmente EU está deshaciendo cada capítulo y parece no querer dejar títere con cabeza. Por eso el gobierno mexicano ha tomado una posición más dura y radical conforme avanza el proceso, sobre todo si el gobierno del presidente Donald Trump no modifica sus iniciativas que en nada contribuyen a modernizar el TLCAN, sino más bien apuntan a deshacerlo, consideró Leycegui, en entrevista.

Así que previó que será muy complicada la cuarta ronda de la renegociación que comienza mañana en Estados Unidos y probablemente concluya el lunes 16, porque se plantea agregarle un día más.

“Durante la tercera ronda de renegociación (23 al 27 de septiembre) en Ottawa, Canadá, el equipo negociador de EU agregó otras demandas que originalmente planteó sobre reducir su déficit comercial, modificar las reglas de origen pare incrementar el contenido nacional y regional, así como anular el capítulo sobre solución de controversias.

Ahora también pretende que se revise el TLCAN cada cinco años y se impongan aranceles a productos agropecuarios que importa de México durante ciertos meses para proteger sus cosechas internas. Eso es retroceder en todo lo que se ha avanzado en los 23 años del TLCAN y va en contra del libre comercio. Si se acepta frenaría complemente nuestras exportaciones porque los aranceles temporales están planteados para frutas y verduras, que es lo principal que vende México a Estados Unidos. El 80 por ciento de algunos productos que Estados Unidos importa son de origen mexicano, como el aguacate, advirtió la ex subsecretaria.

El sector agropecuario ha sido ponderado como uno de los sectores que más se ha desarrollado con el TLCAN en México, Estados Unidos y Canadá, y hasta hace unas semanas no se le consideraba un tema conflictivo en las negociaciones.

Leycegui explicó que si el tema agropecuario ya saltó en la renegociación se debe a que la división que existe en el sector agropecuario de Estados Unidos. Hay grupos que quieren poner restricciones en las importaciones de azúcar, frutas y verduras de México, pero también hay una parte muy fuerte del sector agropecuario estadunidense que realiza grandes importaciones de cárnicos y leche mexicanos y considera que ambas economía se complementan, dijo.

Sobre los aranceles que cada país tendría que pagar en caso de eliminarse el TLCAN, sostuvo que “México los aplica mucho más altos en promedio que EU, pero los promedios no es lo importante sino qué aranceles se aplicarán en productos específicos. Reconoció que México es dependiente de las importaciones de granos básicos de EU y aún cuando el país logre importaciones de otras naciones quizá no sean al mismo costo por cuestiones de distancia y cantidad.

EU tratará energía y corrupción

Larry Rubin, presidente de la American Society of Mexico, afirmó que el gobierno de Trump, aprovechará la cuarta ronda para abordar los temas energético y de corrupción. Esa ronda será definitoria por los asuntos que serán tratados, entre ellos reglas de origen, el capítulo 19 del TLCAN, energía y corrupción.

El tratado entra en fase importante, EU llega con varias iniciativas para solicitar a México y a Canadá opciones de cambio que son relevantes dentro del mecanismo comercial, que data de 1994. Rubin aseguró que el gobierno estadunidense aprovechará la cuarta ronda para hablar sobre temas de ataque a la corrupción, que es un tema que afecta a los inversionistas.

Se llegará a buen puerto, habrá negociaciones complicadas, y creo que hasta la ronda siete habrá una definición completa, por lo que no será necesario que ni México ni Canadá abandonen el mecanismo comercial, dijo Rubin. Veo factible que los resultados beneficien a los tres países y el acuerdo continuará vigente por muchos años más.

Éxito de Navistar, ligado al tratado

Más de la mitad de los camiones exportados por la planta en México de Navistar se venden fuera de América del Norte, pero su éxito sigue inevitablemente ligado al incierto destino del acuerdo de libre comercio que rige en la región desde 1994.

Los negociadores comerciales de Estados Unidos, México y Canadá se reunirán esta semana en Washington en busca de ajustar el TLCAN. Perder este tratado sería retroceder 40 años, dijo en Monterrey, Nuevo León, Óscar Ruiz, jefe de operaciones de la planta, al recordar una época en la que las barreras eran tantas que la inversión extranjera y el comercio bilateral acababan siendo muy costosos.

Exigen respetar reglas de origen

Las industrias automotrices de México, EU y Canadá solicitaron a los gobiernos de sus países respetar las reglas de origen actuales en la revisión del TLCAN. El presidente de la Asociación Mexicana de la Industria Automotriz, Eduardo Solís Sánchez, refirió que el sector mexicano desmintió que el contenido de autopartes de los vehículos haya disminuido, como asegura el gobierno de EU.

En conferencia de prensa, adelantó que esperan que dicho país les presente una propuesta en torno de las reglas de origen en la ronda de pláticas a realizarse del 11 al 16 de octubre, pero pidió trabajar con cifras reales.



Autor original:

Fuente original: